AÑO XXV NUM. 142 / SETIEMBRE - OCTUBRE 2010______ 08-Oct-2010 16:03
.com
_____Revista Oficial de la Asociación Costarricense de Profesionales en Turismo
Contenido
INVESTIGACION Y ANALISIS

Impacto del calentamiento global en los destinos turísticos

Catalina Molina Bustamante
Coord. Programa Turismo Sostenible
www.fundacionketo.org
Investigadora del Programa Osa-Golfo Dulce- Universidad de Costa Rica

Lea también del mismo autor en la edición 141: El caso de Ballena Una comunidad innovadora en el desarrollo de mejores prácticas para el turismo marino

El calentamiento global está vinculado a transformaciones en los patrones climáticos de la tierra, y es el clima, el factor geoturístico que condiciona el desarrollo de destinos turísticos. Las condiciones climáticas complican o favorecen modalidades turísticas que incluyen actividades deportivas y recreativas al aire libre, además de las vinculadas con el medio acuático. En algunos casos, los destinos se pueden beneficiar de condiciones más cálidas o más secas, lo que favorece el desarrollo de actividades en las playas, la observación de fauna, las caminatas, acampar, escalar, la pesca y los tours marinos.

Pero los grandes riesgos para el turismo son las amenazas intensas como las inundaciones, las ondas de calor, ciclones, fuegos y sequías, precisamente porque estas repercuten en el transporte, en la seguridad de las personas, en la comunicación, en la disponibilidad de agua y en el buen estado de los atractivos naturales como las playas, los humedales, los sitios de nieve, los glaciares, los bosques y los arrecifes de coral. La reducción de nevadas repercute en las estaciones de deportes, evidencia de esto es la desaparición de la pista de esquí más alta del mundo en Chacaltalaya, Bolivia. Las modificaciones de los ciclos de lluvia y de sequías, de la humedad relativa, del nivel de las capas freáticas y otros valores inciden en los sitios arqueológicos ubicados en la América Andina, por ejemplo.

Los cambios en los rangos de distribución de especies y sus interacciones, así como los disturbios en los ecosistemas de los parques nacionales, incluyendo la pérdida de biodiversidad, disminuyen su atractivo y pueden afectar la afluencia de turistas. Posiblemente se dificulte observar la fauna característica del lugar y esto puede afectar negativamente las expectativas del ecoturista. En países como Costa Rica donde la vida marina representa un gran atractivo para el turismo, la acidificación del mar y el ascenso del nivel del mar por el calentamiento de glaciares subpolares pueden agravar procesos erosivos en las costas e intensificar el blanqueamiento de corales. Junto con la muerte de los corales se disminuye la capacidad de sobrevivencia de gran variedad de peces, muchos de los cuales son la base de la pesca turística. Las perturbaciones climáticas tienen un mayor potencial de impacto en el turismo de áreas costeras, que depende del sol, la playa y la arena, como es el caso de las costas Mediterráneas y el Caribe. El aumento en los niveles del mar y la erosión de las costas estropea la calidad del paisaje, la seguridad del destino, e influencia la decisión de los turistas de optar por otros destinos.

La temperatura y los patrones de lluvias y sequías afectan la disponibilidad y calidad de las aguas; la escasez de agua puede ocasionar el cierre de establecimientos turísticos y servicios complementarios. Cabe decir, que en algunas zonas, se ha propiciado la emigración de la población y esto disminuye la cantidad de recurso humano disponible para ofrecer servicios y sostener la operación de la planta turística como ha ocurrido en Polinesia. Así mismo, la degradación de los sistemas agrícolas afectaría el turismo en espacios rurales principalmente porque se vería comprometido por una eventual merma en la producción de alimentos, aumentando el hambre y la pobreza. Por tanto, se intensifican los problemas socioeconómicos lo cual resta atractivo a los destinos turísticos.

Los eventos climáticos extremos, intensificados por el calentamiento global, hacen sumamente vulnerables los atractivos y la infraestructura de las zonas urbanas y rurales que actualmente es oferta para el turismo. Por ejemplo, en Quintana Rou, México, durante el 2005, el Huracán Emily ocasionó pérdidas directas al sector turismo de US$100 millones; las dunas y los arrecifes corales fueron severamente afectados y se perdieron más de 1500 nidos de tortugas marinas.

La ocurrencia de estos eventos influencian los mercados financieros, las posibilidades de inversiones a gran escala y la dinámica de las compañías de seguros. En zonas costeras de alto riesgo los costos de los seguros para turismo podrían incrementarse sustancialmente o incluso podrían no estar disponibles por no ser rentables.

No obstante los impactos mencionados, debido a que el turismo es una actividad aún en crecimiento, los cambios en la afluencia de turistas producto del calentamiento global, son aún insignificantes si se comparan con los cambios que son resultado del crecimiento poblacional y la situación económica actual. Por ahora, los destinos son aún capaces de adecuarse a la demanda y las nuevas condiciones. A su vez, están emergiendo nuevos nichos climáticos; algunos agencias de viajes estadounidenses han aprovechado los efectos evidentes del cambio climático para organizar viajes con el fin de “disfrutar el espectáculo del calentamiento global”, viajes que ascienden los $3000.

Finalmente, resulta importante considerar la controversia respecto a los turistas y su impacto en el clima global, el argumento radica en que los turistas son los actores principales del turismo, ellos ejecutan las decisiones de viaje y tienen poder sobre el mercado. Sin embargo hasta hace pocos años, nada se hablaba acerca del impacto de los turistas en el calentamiento global, no se había tomado conciencia de ello y mucho menos se mencionaba su rol en la mitigación del cambio climático. Un estudio efectuado en Nueva Zelanda (Becken 2004), evidenció que un alto porcentaje de los turistas (más del 60%) desconocen o se resisten a asumir la huella de sus viajes en el calentamiento global. El asunto es trascendental por cuanto el turista es a su vez cómplice y víctima de la degradación de los destinos turísticos, internalizar esa complicidad es elemental para tratar de controlar los efectos que se vislumbran. Al fin y al cabo se trata de un círculo vicioso: el turismo es dependiente del uso de combustibles fósiles y es en parte responsable de las alteraciones en el clima del planeta, alteraciones que a su vez tiene el potencial de destruir los destinos turísticos que hoy están en boga.

Referencias:


Becken, S. 2004. How Tourists and Tourism Experts Perceive Climate Change and Carbon-offsetting Schemes. Journal of Sustainable Tourism. Vol. 12, No. 4, 2004. En: http://www.multilingual-matters.net/jost/012/0332/jost0120332.pdf (2008, 6 de julio)

Hennessy, K., B. Fitzharris, B.C. Bates, N. Harvey, S.M. Howden, L. Hughes, J. Salinger and R. Warrick, 2007: Australia and New Zealand. Climate Change 2007: Impacts, Adaptation and Vulnerability. Contribution of Working Group II to the Fourth Assessment Report of the Intergovernmental Panel on Climate Change, M.L. Parry, O.F. Canziani, J.P. Palutikof, P.J. van der Linden and C.E. Hanson, Eds. En: http://www.ipcc.ch/pdf/assessment-report/ar4/wg2/ar4-wg2-chapter11.pdf (2008, 6 de julio)

Magrin, G., C. Gay García, D. Cruz Choque, J.C. Giménez, A.R. Moreno, G.J. Nagy, C. Nobre and A. Villamizar, 2007: Latin America. Climate Change 2007: Impacts, Adaptation and Vulnerability. Contribution of Working Group II to the Fourth Assessment Report of the Intergovernmental Panel on Climate Change, M.L. Parry, O.F. Canziani, J.P. Palutikof, P.J. van der Linden and C.E. Hanson, Eds. En: http://www.ipcc.ch/pdf/assessment-report/ar4/wg2/ar4-wg2-chapter13.pdf (2008, 6 de julio)

Mercad, R y M. Moore . El turismo: ¿víctima o cómplice del cambio climático? En Tendencias. Revista de la Universidad Blas Pascal. Año 1, número 2, primavera 2007. Pags: 31 – 39. Argentina. En: www.ubp.edu.ar/material/investigacion/tendencias/tendencias_n2_ubp.pdf (2008, 7 de julio)

Prieto, R., J. L. Pérez y J. Sánchez. 2006. Análisis de posibles impactos del cambio climático. Estudio de caso preliminar: Cancún, Quintana Roo. SEMARNAT. México. En: www.ine.gob.mx/cclimatico/descargas/e2006b.pdf (2008, 7 de julio).

   
Editorial
Actualidad
Investigación y análisis
Industria
Buenas prácticas
Semblanza
Destino
Copyright© 2010 por Acoprot. Todos los derechos reservados.